[Y ya que hablaba de The Police en el anterior post, repesco la crónica del show de Police en Barna, el 27.09.07, que escribí para laMalla. Ahí podéis encontrar la versión en catalán, aunque algo censurada, ya que estos de laMalla.net son como los yankis: allí donde ven un taco meten un pito… o algo así]

La gira de Police es sin duda el acontecimiento musical del año; pero por desgracia, esta gira no nos dejará ningún concierto memorable. Y es que el concierto del otro dia en Barcelona fue profesional, muy profesional, pero también frio, para nada emotivo, con una magnífica puesta en escena y un setlist memorable. Pero eso es todo.

De hecho fue justo lo que me esperaba, por tanto yo disfruté. Entre otras cosas porque ya iba entregado. Esperaba esta gira de reunión desde hacía años y con las mismas ganas que la hipotética de los Clash si Joe Strummer no hubiese muerto. Seguramente sólo Andy Summers y Stewart Copeland esperaban esto tanto como yo: para el primero, una gira alimenticia; para el segundo, creador del grupo e ideológo estético del trio, sobretodo una gira nostálgica, para pasarlo bien sobre el escenario con los temas de siempre y recordando los tiempos en que eran ídolos de masas. Para Sting, el puto compromiso que tenemos que sacarnos de encima de una puta vez.

 

Abrir con Message in a Bottle debería ser toda una declaración de intenciones, un “vamos a comernos esto”. Pero sale uno de mis grupos favoritos de siempre, abren con uno de sus grandes clásicos y cuando acaba el tema estoy en el mismo estado de emoción contenida que cinco minutos antes. ¡Mierda! Esto no pinta bien. Continuan con Synchronicity, un poco caótica, y Walking on the moon, y la sensación mejora con las interpretaciones de When the world is running down, Driven to Tears o un Don’t Stand so Close to me fiel a la original de Zenyatta, no a la pastelosa versión del 86. Y por fin suena un tema del su debut, Outlandos d’Amour, uno de los mejores discos surgidos de la época punk. Pero ¡coño!, es Hole in my life, un de los dos temas malos de aquel disco, y pienso que seguro que no tocan la potente Truth Hits Everybody. Pero se acaba Hole y empalman con Truth, con una versión más lenta pero igual de contundente. ¡Brutal! Aquí si que pierdo la compostura. Y después suena Every Little Thing she Does is Magic. Fueron, junto a So Lonely, los únicos momentos realmente mágicos de la noche.

Truth Hits Everybody 2007

Lo que es destacable es que vinieron en formato trio, sin teclados ni coristas ni aditamentos sobrantes, y extrajeron un sonido crudo y auténtico, que en una sala pequeña hubiese mejorado mucho el concierto. Pero Roxanne sonó muy bien (típico momento “oé oé oé”) y tambié, De Do Do Do y dos de los éxitos de su último disco, King of Pain y Wrapped Around your Finger. No así Every Breath You Take, desangelada, mórbida, mal ubicada en los bises: en definitiva, uno de los himnos de la historia del rock interpretado con menos alma que en el karaoke del Up&Down hace 15 años. Podremos decir que hemos visto a Police y habremos podido cantar sus clásicos en directo. Y ellos se habrán llevado una pasta. Todos contentos. Pero espero que no editen un disco nuevo. Recordemóslos en su mejor momento.

 

Truth Hits Everybody, 1978

So lonely, MusikLaden 1979

Deja un comentario / Leave a comment

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.