Patxi López

Es realmente complejo lo que sucede en la sociedad vasca, así que nada hay más complicado que tratar de opinar desde la distancia. Resulta un hecho que las cosas en Euskadi no están como debieran en un estado democrático y que la lacra del terrorismo es una anomalía con la que hay que acabar.

Siendo obvio que los responsables del terrorismo y la violencia son los terroristas y los violentos, y que el gobierno central -ejecutor de la política del Estado- es el principal legitimado para acabar con ETA, parece evidente que el otro gran actor en este tema ha sido el gobierno vasco, gobernado por el PNV durante casi tres décadas, y éste tampoco ha salido muy airoso en su tarea de pacificar Euskadi y gobernarlo desde la normalidad democrática.

Las elecciones del pasado domingo traen la posibilidad de intentar un cambio real en aquél gobierno y en la sociedad vasca, y ello está en manos del candidato socialista Patxi López. Desde Ferraz, el PSOE anunció que avalaría el criterio y la decisión de su candidato. Parecería aconsejable un pacto PSE-PNV, pero si el lehendakari es del PNV el cambio no es real. Un pacto PSE-PP supone ciertamente un giro radical, pero tampoco se trata de construir otro gobierno frentista. Difícil decisión, pues, la de Patxi López, al que he tenido la oportunidad de escuchar en vivo y en directo en alguna ocasión y me parece una persona prudente, ante un reto enorme para tomar la decisión correcta. El editorial de Expansión de ayer martes afinaba bastante.

Pero valientes han sido las declaraciones de Patxi López denunciando las presiones del PNV para conservar el poder: “Que el PNV asuma de una vez que es un partido más”, ha dicho, “no son el régimen ni la religión de Euskadi”. “No acepto amenazas de otro partido, porque el país no es suyo…”. “Y si el PNV pasa a la oposición no pasa absolutamente nada”. Todo esto me recuerda al hundimiento general que algunos pronosticaban para Catalunya cuando CiU perdió el poder en el 2003. Y la vida sigue. El video de las declaraciones de Patxi aquí.

3 Comments

  1. Es verdad que es vergonzoso que desde el PNV se meta el miedo en el cuerpo a la gente para desautorizar un posible lehendakari sociata. Cambio en el País Vasco, claro que sí, ¿por qué no? Y eso que en Catalunya estamos, muchos, hartos del socialismo de Zp y sus promesas incumplidas.

    Saludos.

Deja un comentario / Leave a comment

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s